lunes, 3 de octubre de 2022

[Tras tu estela azul]


 

Tras tu estela azul

por los laberintos

hondos de Estambul.

 

 

Conrado Santamaría. Tanteos.

Imagen: Ara Güler

domingo, 2 de octubre de 2022

Otro poco de calma, camarada…


 

Otro poco de calma, camarada;

un mundo inmenso, septentrional, completo,

feroz, de calma chica,

al servicio menor de cada triunfo

y en la audaz servidumbre del fracaso.

 

Embriaguez te sobra, y no hay

tanta locura en la razón, como este

tu raciocinio muscular, y no hay

más racional error que tu experiencia.

 

Pero, hablándolo más claro

y pensándolo en oro, eres de acero,

a condición que no seas

tonto y rehúses

entusiasmarte por la muerte tánto

y por la vida, con tu sola tumba.

 

Necesario es que sepas

contener tu volumen sin correr, sin afligirte,

tu realidad molecular entera

y más allá, la marcha de tus vivas

y más acá, tus mueras legendarios.

 

Eres de acero, como dicen,

con tal que no tiembles y no vayas

a reventar, compadre

de mi cálculo, enfático ahijado

de mis sales luminosas!

 

Anda, no más; resuelve,

considera tu crisis, suma, sigue,

tájala, bájala, ájala;

el destino, las energías íntimas, los catorce

versículos del pan: ¡cuántos diplomas

y poderes, al borde fehaciente de tu arranque!

¡Cuánto detalle en síntesis, contigo!

¡Cuánta presión idéntica, a tus pies!

¡Cuánto rigor y cuánto patrocinio!

 

Es idiota

ese método de padecimiento,

esa luz modulada y virulenta,

si con sólo la calma haces señales

serias, características, fatales.

 

Vamos a ver, hombre;

cuéntame lo que me pasa,

que yo, aunque grite, estoy siempre a tus órdenes.

 

 

César Vallejo. Poemas humanos. Obra poética completa. Alianza, 1994.

Imagen: Nikolái Kasatkin. Рабочий-боевик, 1905.

sábado, 1 de octubre de 2022

A VECES VENCEMOS


 

Nos lo dicen quienes interpretan la historia:

“jamás vencisteis y nunca ganaréis”

Nos llegan las voces y los ecos

de las batallas, de los combates.

 

Y en los libros mencionan los nombres

de los vencedores: generales, reyes y políticos

Nunca hablan de quienes lucharon

y murieron: soldados y trabajadores

 

Jamás hablan de quienes empuñaron las armas

e hicieron justicia con los tiranos

Nunca hablan de Angiolillo, Mateu o Durruti

Los nombres que se silencian atruenan

con sus inmortales sílabas

 

Quico Sabaté, Facerías, Pasos Largos, Ascaso…

pusieron sus pies en el suelo y

asestaron golpe tras golpe al poder

Laureano Cerrada, Mateo Morral, Pardiñas, Ponzán…

 

Vuestro recuerdo ha llegado hasta mí

una noche frente a una montaña

y yo lo transmito para que prosiga

sin detenerse, sin descanso

 

 

Fernando Barbero Carrasco. En B10lentos. Edicions Malcriàs d’Agràcia, 2022.

Imagen: Rosario Sánchez junto a dos milicianas.